Seleccionar página

Y te estarás preguntando… Y esta de qué leches nos viene a hablar hoy…

Ay amiga mía… Hoy hablamos de experiencia de usuario, también conocida como UX (User Experience):

Y dirás… ¿y por qué me debería importa a mi esto?

Pues debería por que si quieres tener una web bien hecha, que funcione en condiciones y sea eficiente necesitas conocer las bases sobre las que se debe diseñar cualquier página web.

Para empezar, te diré que la UX, hace referencia como bien indica su nombre, a cómo el usuario de una web o blog hace uso de la misma: Si al usarla consigue lo que busca y se siente a gusto mientras navega por tu espacio.

¿interesante verdad?

Me gustaría aclarar, que a veces (bastantes veces) se confunde la usabilidad web con la experiencia de usuario cuando son cosas diferentes, es más, admito que yo misma he usado a veces la palabra usabilidad cuando en realidad hago referencia a la UX y viceversa, sobre todo por que los limites de uno y otro pueden resultar difusos.

Un ejemplo: de la web de David Gil, experto en UX donde explica claramente la diferencia entre Usabilidad y UX

Así, volviendo a la Usabilidad y a la Experiencia de usuario, la puerta se puede decir que es usable, ya que cumple con las necesidades que tiene la gente (pueden ser varias: cerrar la puerta, abrirla, permitir intimidad, etc) y lo hace de forma sencilla. Sin embargo, y ahí viene la pregunta y distinción, tal y como está hecha la puerta, ¿genera una buena experiencia de usuario?. En parte si, ya que el hecho de poder abrir una puerta sin ningún problema ni estorbo genera algo positivo, sin embargo ¿somos conscientes de esa positividad en nuestro cerebro o nos viene una sonrisa a la cara al abrir la puerta?, básicamente no. El hecho de abrir la puerta se ha vuelto algo cotidiano, y excepto la primera o primeras veces que pudimos abrir la puerta de pequeños y que nos generó una buena experiencia de usuario, ahora ya no nos genera lo mismo.

¿Es importante la Experiencia de Usuario?

Si.

User-Experience-rueda-experiencia-usuario

imagen de UX tools

Por dónde empezar a trabajar la UX de nuestras webs o blogs

  • Analiza la experiencia de usuario: Hoy en día hay muchas herramientas gratuitas que te dan datos de cómo tus usuarios navegan por tu web o blog, como por ejemplo Google Analytics donde tienes una pestaña que se llama: “flujo de comportamiento”.
  • Haz que tus lectores tengan una fácil navegación por tu web.
  • No les hagas esforzarse: si tienes un formulario que quieres que rellenen, por ejemplo el de suscripción, no les pidas más de los datos mínimos básicos que puedes necesitar y más adelante siempre puedes mandarles un email recordándoles que pueden editar sus datos.
  • Crea un entorno familiar donde el usuario sepa que por norma general si pincha en un lugar concreto sucederá algo específico que ya conoce.
  • ¿Recuerdas que hemos hablado en alguna ocasión que el lector no lee sino escanea? Pues aquí también puedes meter mano para mejorar tu UX:
    • Separa las ideas en párrafos y utilizas titulares que llamen la atención.
    • Utiliza negritas para las palabras  y frases clave.
    • Haz listas.
    • Usa el mismo lenguaje que tu potencial lector.
    • Pero sobre todo, piensa como un usuario: ponte en los zapatos de tu lector y pregúntate cómo le gustaría a él interactuar con tu web.

¿Qué te parece? ¿conocías la diferencia entre usabilidad y experiencia de usuario (UX)?

Ya sabes que te espero en los comentarios para que me cuentes tus opiniones 😉